Instalar Anaconda Python

En los últimos años, una herramienta se ha popularizado no solo como una base para el ecosistena de la analítica de datos ("ciencia de datos" como llaman también algunos) sino también en general para el desarrollo en Python (científico, web o de propósito general). Esta herramienta es Anaconda, que no solo nos facilita un sistema de distribución de paquetes multiplataforma, un repositorio principal con amplio soporte multiplataforma (canal default o anaconda) sino un gestor de ambientes para permitir aislar nuestras dependencias facilitando la reproducibilidad y evitando los conflictos.

Obtener instalador

Nuestro primer paso es obtener el instalador de Anaconda Python según nuestro sistema operativo, modo de instalación y limitación de espacio de almacenamiento o ancho de banda. Aunque Anaconda aún dispone de instaladores de Python 2.7, no recomiendo su uso sino las versiones asociadas a Python 3.X (Python 2 perdió soporte el 31 de diciembre de 2019).

Si tenemos limitación de espacio de almacenamiento o ancho de banda, podemos usar el instalador de miniconda, el cual corresponde a un instalador de alrededor de 60 MB en los 3 sistemas operativos. Este instalador nos da mayor control sobre los paquetes instalados, y solo incluye por defecto lo necesario para el interprete de Python y el gestor Conda.

Si queremos una colección de paquetes listos para usar, iremos al instalador de Anaconda Python (seleccionamos Download Anaconda). Ahora vamos a la sección de instaladores (Anaconda Installers) y escogeremos el acorde a nuestra necesidad:

  • Instalador gráfico de 32 y 64 bits para Windows.

  • Instalador por línea de comandos para Windows (64 bits).

  • Instalador gráfico y por línea de comandos para Mac (64 bits).

Esta descarga es de alrededor de 500 MB para todos los casos.

Instalación por línea de comandos

La instalación por línea de comandos aplica de la misma manera tanto para Mac como para Linux, usando ambos un instalador basado en código bash (indiferente si es Anaconda o Miniconda).

Para este caso nos basaremos en la instalación silenciosa [cmd] para evitar las preguntas interactivas y así despreocuparnos durante la instalación. Invocamos el instalador con Bash de la siguiente forma (asegurate de usar la ruta completa y correcta del instalador sh que usarás).

bash Anaconda3-2020.02-Linux-x86_64.sh -b -p $HOME/anaconda
echo ". $HOME/anaconda/etc/profile.d/conda.sh" >> $HOME/.bashrc
source $HOME/.bashrc

En la invocación de Bash, el argumento -b implica la aceptación de licencias y con -p indicamos la ruta para la instalación de Anaconda (puedes cambiarla a tu deseo).

La segunda y tercera línea son específicas si usas una consola Bash. Esto permite reconocer el gestor Conda por la consola cuando se inicia una nueva sesión y la última línea que se aplique para la sesión actual.

Aunque no es mi preferencia y además puede generar potenciales conflictos, si deseas que el entorno de Anaconda Python esté activado por defecto puedes agregar en el .bashrc la línea conda activate.

La versión de Anaconda Navigator incluida en 2020.02 en Linux presenta un error, por lo cual, si al ejecutarlo ves el mensaje UnboundLocalError: local variable 'DISTRO_NAME' referenced before assignment bastará con actualizar el paquete [navigator].

conda update anaconda-navigator

Instalación gráfica

La instalación en Windows con el instalador gráfico [gui] es sencilla. Las opciones por defecto son justamente las recomendadas por lo cual solo es necesario dar clic en "Next" siempre.

Es fuertemente recomendado usar la instalación con las opciones por defecto, para evitar futuros conflictos. Esto es, instalar "Just Me" para no requerir permisos de administrador, no agregar al PATH (evitar conflictos con programas que hagan uso de Python u otros paquetes incluidos en Anaconda) y registrar Anaconda Python como Python por defecto (así será reconocido por los editores de código que detectan Anaconda).

La instalación gráfica en Mac puedes seguir también las opciones por defecto.

Verificar instalación

Basta con validar la lista de paquetes incluidos para saber que funciona adecuadamente Anaconda. Abrimos la consola Bash (Linux o Mac) o Anaconda Prompt (Windows, o con abrir Anaconda Navigator es suficiente), y ejecutamos conda list. Si observamos la lista de paquetes, funciona.

Comentarios

Comments powered by Disqus